Saltar al contenido

LA TÍA, LA MUERTE DEL CUC, EL TAI CHI, LAS VIEJAS RUINAS Y LOS NEGROS NUBARRONES.

18 de octubre de 2020

-Hola tía,¿cómo esta todo por alla?

-Aquí en la casa mijo, tratando de convertir los reveses en victorias.

¿Y por cuantas victorias vas?

-Muy poquitas porque sabes que la lista de reveses es muy larga y aquí las cosas tienen su ritmo.

-Eso es verdad, mira parece que ya se va a resolver el problema de la doble moneda.

-Tengo ganas de decirte una mala palabra pero me contengo porque ya yo estoy cansada de la solución correcta al problema equivocado.

-Pa´l carajo tía, estas aprentando, me has puesto a pensar, entonces tú no crees que se resuelva el problema.

-Bueno el CUC si se muere probablemente el mes que viene, pero resulta que dijeron que quitar el CUC era fácil, ahí me confundí porque si era tan fácil cómo se metieron mas de diez años para quitarlo. Fíjate si hace tiempo que dijeron que se debía resolver el problema de la doble moneda que yo creo que todavía ponían la Comedia Silente los domingos. Bueno ahora la comedia se convirtió en tragedia parlante y la ponen todos los días en la televisión.

-Mi madre tía, tú te acuerdas de cada cosa. ¿Y van a subir los salarios?

-Y van a subir los precios más todavía. Me recuerdo de Chapapote, un novio que tuve con veinte años cuando me dijo que confiara en él, que él tenía experiencia, pienso en eso y tiemblo, pero te dije que el problema de verdad no se va a resolver porque ellos están que quieren parir a un chiquito y seguir siendo vírgenes, como la virgen María.

-Ves que es un problema muy complejo.

¿De verdad tu crees que el problema es complejo? Ahora mismo te digo la solución sin tener que analizar tanto.

-A ver dímela.

-Si te la digo me cortan la línea y vamos a hablar de otra cosa, mira por cierto empecé a hacer ejercicios con los lentos.

-Es que lento allá es todo el mundo, mira lo que se demoraron para la doble moneda y todavia no la quitan.

-No mijo, los lentos le digo a las viejas que hacen Tai Chi.

-Ahhh, eso es muy bueno, si son todas viejas, entonces tú eres una de ellas.

-Vieja el coño de tu madre, yo soy la excepción.

-La que lo había dicho eras tú, y por cierto ¿no hay viejos?

-Parece que a los viejos les da pena moverse en camara lenta con un palo en la mano y solo hay dos viejos y uno es tu tío porque como el no tiene vergüenza le da lo mismo y allí está.

-Que bueno, pero no seas tan mala con él.

-Es que le gusta hacerse el gracioso con las viejas y se pone a hacer chistes frente a todas esas bandidas que las tiene dormidas.

-Déjalo que se defienda.

-Como lo coja revolcado con un bulto de pellejo de una vieja ruina va a ver lo que es bueno.

-Estás tú que no comes ni dejas comer.

-Yo sí como que para eso tengo a mi Cuco siempre listo y que ni protesta, pero dejame decirte que estoy un poco celosa y sospecho que Cuco me engaña con tu tío.

-Que dices tía, ¿te volviste loca?

-Yo sé lo que digo, ultimamente las pilas me duran muy poco y Cuco tiene una cara como triste y un olorcito distinto, si yo me entero que tu tío está forzando a mi Cuco, no vas a saber más de tu tío.

-Tía como vas a pensar que el tío pueda…

-No sé, tal vez el exceso de supositorios para dormir le ha provocado efectos secundarios.

¿Y acaso el olorcito ese que dices es como a mierda seca?

-Eso es lo que me tiene confundida, que es medio dulzón y como medio lactoso.

-No me jodas que Cuco huele a leche, ¿pero de quién?

-Deja la faltaerespeto con mi novio, leche de vaca, ¿de que iba a ser?

-Bueno, quien sabe, pero cambiando el tema ¿y en el Tai Chi solo hacen ejercicios?

-No, tambien hacemos actividades, mira ahora que ya quitaron la encerradera fuimos al parque Lenin.

-Que buenos recuerdos del parque Lenin, El Rodeo, los Galapagos, Los aparatos del parque, Las Ruinas.

-Si vas ahora vas a llorar mucho y por cierto las viejas quisieron ir a Las Ruinas y aquello de verdad que hizo honor a su nombre. Estaba lleno de viejas ruinas.

¿Fueron muchas viejas del Tai Chi?.

-Mira que tu eres faltaerespeto, Empezando que ya te dije que Cuco resuelve mis problemas y que el restaurant Las Ruinas estaba lleno de ruinas viejas.

-No me cambies que primero dijiste que las viejas estaban muy ruinas.

-Seguro que me traicionó el subconsciente porque tambien es verdad, al final terminamos todos caminando por el matojero hasta que nos cogió de todo, el pica pica, el guao y los negros nubarrones.

-Vaya que día mas agitado tía, ¿te cogió un negro qué? ¿Y el tío no las defendió?

-Mira que te encanta la gracia y el bonche, yo dije bien clarito “negros nubarrones”, no lo otro que pensaste.

-Ahhh, yo pensé otra cosa, las nubes quieres decir.

-A’te el gracioso, aunque seguro que si nos caen atras los otros negros las viejas, las ruinas y hasta tu tío se ponían contentos, porque yo sigo pensando que el supositorio para dormir crea adicción.

¿Y tú cuando estas alterada no le cojes aunque sea uno para descansar mejor?

-Fresco que eres, te perdono porque me mandas recarga y ahora que hablaste de los nubarrones me acordé otra vez de Chapapote, ¿Tú no te puedes imaginar como era él?

-Tiene un nombre muy descriptivo tu ex.

-Pues mira que me gustaba el Chapapote y como me hacía sufrir, yo lo conocí en una conga de cuando habian carnavales, Ese negro daba una cintura que para qué contar.

-Bailando la conga quieres decir.

-Comemierda que eres, pues a mi lindo Chapapote lo acusaron injustamente de no me acuerdo que cosa y en la carcel se volvió eso que tú dices. Era lógico, con ese talento. Un día que le fuí a llevar una jabita me presentó a su novia. 

-Por lo menos fue feliz. ¿Y entonces qué fue lo que le cayó detrás a las viejas Ruinas?

-No le faltes el respeto a tus companeras del Tai Chi, déjame de terminar el cuento de Chapapote. Cuando salió del tanque buscó a la novia que tuvo en su misma galera y ya no quiso saber nada de mí, se volvió nubarron profesional.

-Seguro que sufriste mucho.

-Un poco sí, pero mejoré muchísimo de las hemorroides que padecía y hasta hoy no se me han vuelto a salir. 

-Tú y tus detalles tía, bueno ¿Y por fin los nubarrones llegaron a mojar a las viejas en las Ruinas?

-Al final corrimos, bueno no tanto porque acostumbradas al Tai Chi, las viejas se mueven muy lento, pero llegamos a tiempo a la guaguita que teníamos alquilada y por cierto el chofer yo creo que se había metido como tres planchaditos mientras esperaba porque lo noté medio borracho.

¿Y manejó así el hombre?

-Por suerte el asqueroso de tu tío sirvió para algo bueno.

-Ahh porque manejó el tío.

-Que vá si tu tío estaba más borracho todavía que el chofer y si cuando está sobrio es indecente, imagínate en curda. Le ha soltado en la cara a aquel hombre una clase de pe´o tan apesoso que lo dejó inconsciente y una de las viejas que de joven había sido fletera terminó manejando de regreso a la casa.

¿Y como tú sabes que fué el tío?

¿Tú te piensas que yo no conozco sus olores?, ademas el día anterior habíamos comido los garbanzos y tú sabes que le caen mal, yo todavía no me explico como su sistema digestivo puede fabricar esos gases.

¿No le dió pena aquello a él?

-Ya te dije que estaba borracho y además le echó la culpa a la vieja durmiente que estaba dentro de la aspirina y a la que siempre se le olvida todo.

-Pobre señora.

-Cuando tu tío le echó la culpa ella ya no se acordaba si habia sido la del pe’o y hasta disculpas le pidió a todos en la guagua, pero las disculpas le salieron cara a la pobre vieja, pues quince minutos más tarde la expulsaron deshonrosamente de la guagua  y la dejaron tirada en  los elevados de la calle 100 porque se metió un pe´o más apestoso que el primero.

-La vieja esta vez se lo tiró ella de verdad.

-Que va, mijo, tu tío repitió la dosis reforzada y le volvió a echar la culpa a la vieja que se habia dormido otra vez.

-Que injusticia.

-Muy triste porque las viejas restantes se dieron cuenta del error demasiado tarde al final del viaje cuando el tirapeo errante de tu tío se despidió con el regalito y se fué corriendo.

¿Lo descubrieron esa vez?

-Qué va, allí quedaron las viejas tocándose las orejas para ver quien las tenía calientes y a punto de irse a las manos echandose la culpa unas a otras.

¿Y los primos tía?

-Espérate un momento y te cuento otro día que ahora te tengo que dejar.

¿Qué pasa?

-Acabo de pasar por el cuarto y Cuco no está detrás de la puerta, se lo robaron. ¿Qué hago ahora dios mío?

-Mi madre, se lo robaron. ¿Calma tía, no lo habras dejado en el lavamanos olvidado? Mira a ver, ¿o se lo habrá llevado el cura exorcista que entró escondido a la casa? ¿y el tío donde está?

-En el baño, espera que siento que ponen el motor del agua.¡Abre la puerta degenerado, suelta a Cuco, no le hagas daño, como lo toques vas a ver, apaga el motor y hazme caso, Abreeee!,¡¡¡¡¡Sueltalo coñooooo!!!!!!!!

-Tía qué pasa, tía calmate, no grites, tia, tia, tia, mi madre, que problema…..me colgó.